Unidad de Audiología protésica

Porque cuidar tu escucha es básico para tu bienestar físico y emocional.
Te ayudamos a oír mejor. 1er asesoramiento gratis.

  • Proceso de adaptación personalizado, con entrenamiento auditivo gratuito.
  • Dispositivos digitales con calidad garantizada, de diseño discreto y de manejo sencillo.
  • Servicio de asistencia en los Servicios de Audiología protésica de Sanitas y en todos los centros auditivos Audifón.
  • Seguimiento avanzado.

Con las condiciones de pago más accesibles:

  • Opción de pago en 36 meses.

¿En qué tipos de pérdida auditiva se usan audífonos?

El uso de ayudas auditivas es una solución  para quien sufre pérdida de audición de los siguientes tipos:

  • Hipoacusia: producida por infecciones en el oído, la ingesta de medicamentos ototóxicos, traumas físicos o problemas congénitos. La hipoacusia, debe ser tratada por el otorrino, y solo adaptar un audífono cuando la evolución del oído lo aconseje.
  • Presbiacusia: esta clase de pérdida suele aparecer a partir de los 50 años, aunque su progresión es muy lenta. Esta pérdida no es una enfermedad, es un desgaste por la edad del oído interno, no hay medicación para ella. Solo se puede solucionar con la adaptación de unos audífonos adecuados.

¿En qué consiste el estudio auditivo?

El estudio se basa en dos pruebas clave:

  • Otoscopia. En esta prueba se verifica que el canal auditivo está en perfectas  condiciones, se realiza con un otoscopio.
  • Audiometría, en la que comprobaremos el nivel de audición y de inteligibilidad (mala compresión del fonema humano) en cabina insonorizada. Además, para hacer una buena adaptación del audífono es imprescindible realizar un entrenamiento auditivo, en que se estimularán las células ciliadas del oído interno para trabajar en la recuperación de la memoria auditiva y la compresión de la palabra humana. Además, enseñaremos  al paciente el uso y manejo de la prótesis.

¿Qué tipos de audífonos existen?

Existen de diversas clases de audífonos según el grado de la pérdida. Se dividen principalmente en:

  • Audífonos retroauriculares: indicados para cualquier grado de sordera y adaptados discretamente detrás de la oreja.
  • Audífonos intrauriculares: hechos a medida del conducto auditivo de cada persona, y especialmente eficaces en casos de pérdidas importantes. indicados para pérdidas leves, medias.
  • Audífonos C.I.C: hechos a medida y completamente introducidos en el canal auditivo, muy discretos y especialmente eficaces en pérdidas leves y medias.

¿Puedo acceder a este servicio si no soy cliente de Sanitas?

Sí, puedes, este servicio está abierto a todos, tengas o no un seguro de Sanitas. Infórmate en nuestros centros de las condiciones y precios finales aplicables en tu caso.